Más flaca ¡pero fuerte!

iStock

iStock

Más flaca ¡pero fuerte!

Estoy decidida que para las próximas vacaciones y para el resto de mi vida quiero ser un poco más 'flaca' (tampoco voy a exagerar) pero fuerte, porque eso de tener piernitas y brazotes no va conmigo.

Así que junté a mi nutriologa y a mi entrenador del gimnasio para hacer un plan. Ya cuando les conté que mi idea era "quítale aquí (abdomen), ponle allá (bíceps) coincidieron en que necesitaba masa muscular. 

Estaba segura que la cosa se iba a poner complicadísima y que  no volvería a comerme ni un taquito el resto de mi vida pero no, tampoco fue tan extrema la propuesta. Y es que para bajarle a la grasa y subirle a los músculos solo necesitas la siguiente triada:

Comer bien

Y no se trata de comer como pollito, sino de comer balanceadamente y de todo un poco. Creemos que para lograr músculo hay que ingerir mucha proteína pero, en realidad, por cada kilo de tu peso necesitas apenas 2 gramos. Y no creas que te vas a olvidar de los carbohidratos, también los necesitas. Hay quien opina que mientras la proteína es el ladrillo del músculo, el albañil que lo coloca donde debe ser, son los carbohidratos. De esos necesitas entre 4 y 6 gramos por cada kilo de tu peso.  

Hay que comer seguido: hacer tres comidas principales y dos colaciones. Y beber 2 litros de agual al día, aproximadamente. ¿Verdad que no está tan complicado?

Ejercicio y más ejercicio (y un poco más de ejercicio)

Sepan que, y avisen a sus seres más queridos, a partir de los 35-40 años todos comenzamos a perder músculo, fuerza y tono. Así que bien nos conviene ponernos en grupo hacer caso de estos consejos.

Pero hacer masa muscular y quemar grasa no es cosa tan complicada, dijeron, el asunto es la constancia. Todos y cada uno de los días hay que hacer ejercicio, aunque no con la misma intensidad. No tienen que ser mil horas ni mil lagartijas pero sí hacerlo religiosamente y siguiendo un plan diseñado por un experto, porque solo así los músculos se mantienen en su lugar. 

Lo mejor es hacer rutinas variadas y siempre incluir ejercicios de fuerza, no necesariamente tienes que hacer pesas, puede ser simplemente con ligas, bandas o resistencias. El chiste es 'despertar' a la masa muscular y recordar que es difícil ganarla pero fácil perderla. De modo que ¡a darle!

Descanso ¡y bien!

Resulta que después de permanecer dormidos 6 horas el cuerpo produce la hormona del crecimiento, la que forma el músculo, de modo que si no duermes al menos estas horas de corrido pues el proceso no se logra y de poco sirven tus esfuerzos en el gym o con la dieta. 

Lo ideal es que todos los días tengas actividad física aunque son necesario días libres de gimnasio, porque si el cuerpo está cansado permanentemente el músculo no crece o se pierde.

¿Cómo ves? ¿Te animas a unirte a mi reto para ponernos más flacas y más fuertes?

Ah, debo contarte que esto no me lo saqué de la manga, surgió de enterarme que la masa muscular nos ayuda a movernos (caminar, correr, cargar), protegen partes vitales de nuestro cuerpo, mantienen nuestra postura, entre otras cosas, por lo que es sinónimo de calidad de vida.

 

¿Qué piensas?

Videos Recomendados

Tips de nuestra red

 

Suscribete a Me lo dijo lola para que te dé los mejores tips

MÁS TIPS PARA TI

MÁS TIPS PARA TI